Seleccionar página

Hace unas semanas me llegó vía WhatsApp una iniciativa para las fechas navideñas: Animarse a regalar arte e incentivar a descubrir lo que tantas personas creativas pueden dar de sí mismas. Esta iniciativa se está difundiendo por redes sociales y no podemos perderla de vista.

Además, si a esta idea sumamos la posibilidad de visitar establecimientos relacionados con la cultura y el arte, seguramente será posible apreciar más de cerca esas pequeñas cosas que el ingenio artístico hace grandes. Y los mercados de arte que se organizan en muchas sitios por estas fechas son un lugar ideal para encontrar bellos detalles para regalar, y un interesante escaparate donde ver nuevas piezas de artistas que ya conocemos, y también descubrir nuevos nombres que quizá nos dejarán sin aliento.

Sin olvidarnos, claro está, de la ayuda que supondrán nuestras compras, diferentes y personalizadas, para esas tiendas y comercios, y evidentemente el importante apoyo económico para el colectivo de artistas, artesanos y artesanas que ofrecen parte de sí, sobre todo en tiempos de COVID, donde la cultura ha sido una de las grandes perjudicadas.

Además, como bien dice el eslogan, Navidad también es tiempo de RegalArte. Una nueva pieza para la colección, un nuevo artista descubierto, una pieza de artesanía única… Regalarse a uno mismo está muy bien, ¡y tanto que se disfruta!

En estas fechas conozco algunos de esos mercados de arte que se han organizado. Por ejemplo, Martin Studio, en el Paseo de Tomás Morales de la capital grancanaria, es un lugar en medio del bullicio capitalino donde ver una selección de trabajos de conocidos artistas insulares.

También en Las Palmas de Gran Canaria, y a caballo entre los barrios de Triana y Vegueta, se encuentra el mercado del arte que organiza S/T Espacio Cultural. Una coqueta sala expositiva que cada año nos deleita con pequeñas obras y trabajos de otros tantos artistas.

Por último, y en San Mateo, encontramos el Mercado de Navidad que organiza Arte Tinamar, donde además de ver piezas de pequeño tamaño, artesanía, etc., de otro colectivo interesante, se puede disfrutar en la misma visita de una exposición colectiva muy variada que nos dejará con buen gusto.

Ofertas no faltan para perdernos en los callejones del arte. Así que solo es cargarse de energía, animarse a pasar un buen rato entre creaciones artísticas, y sobre todo, disfrutar con nuestros sentidos de todo lo que nos ofrecen el arte y la cultura en fechas como estas.

¿Conoces algún otro mercado de Arte que se haga por Navidad? Si es así, solo tienes que compartirnos la información e iremos completando esta pequeña ruta de los mercados del arte en Gran Canaria.